Fusión de CaixaBank y Bankia: ¿Estafa o confiable?

  Grandes compañías cuentan con millones de usuarios que mediante la confiabilidad de las plataformas, invierten o protegen sus activos. Este es el caso de los bancos CaixaBank y Bankia dos grandes entidades que en un momento del año 2021 decidieron fusionar sus organizaciones.

  Aunque puede sonar una acción para nada sospechosa este tipo de actividades o decisiones por los propietarios pueden generar grandes problemas de filtración y hasta la posibilidad de sufrir estafa. Para este caso, te presentamos en que consistió esta fusión de estas dos organizaciones y porqué resultó sospechoso para sus usuarios.

Fusión de las entidades CaixaBank y Bankia

  Entidades bancarias como CaixaBank y Bankia en el año 2021 anunciaron su fusión y por supuesto las razones y consecuencias de tal acción, específicamente para el mes de Noviembre se realizaron y en definitiva se le dio el adiós a la entidad Bankia. El cierre definitivo de esta, arrojo automáticamente la desactivación de su aplicación móvil así como también otros servicios que de forma individual esta ofrecía.

  La fusión de estas dos entidades bancarias ha sido iniciada desde entonces y aquellos usuarios de Bankia pueden ingresar a sus activos mediante la aplicación de CaixaBank de forma segura. Este proceso en los primeros meses resultó engorroso ya que el proceso de migración de más de 4 millones de clientes tomó alrededor de unos días. Aunque en definitiva, los datos resultan estar asegurados, una vez ingresado es importante realizar el proceso de verificación habitual.

  Luego de realizar estas operaciones, mediante esta aplicación móvil se puede acceder a la cuenta con el mismo usuario y contraseña de la entidad bancaria anterior. Es normal que debido a la saturación de la plataforma, muchos usuarios se vieron afectados al momento de ingresar a la plataforma sin embargo, tiempo después este problema fue resuelto y pudieron entrar con total normalidad.

¿Por qué se ejecuta el cierre definitivo de Bankia?

  En realidad la plataforma se involucró en una fusión, es decir esta dejó de nombrarse Bankia para simplemente formar parte de CaixaBank. En este caso, todas las gestiones de los usuarios que pertenecían a la entidad anterior deben realizar sus procedimientos de cuentas o transacciones de forma obligatoria mediante la plataforma digital móvil de CaixaBank.

  Al ingresar a este nuevo procedimiento para acceder a los activos, todos los usuarios de la entidad anterior deberán validar sus datos y completar el proceso de migración de plataforma. No es necesario la creación de una nueva cuenta ya que mediante la migración, estas la realizan de forma automática y por supuesto el usuario debe iniciar con sus datos de inicio de sesión ya registrados (de la antigua cuenta de Bankia).

  El cierre de la plataforma se llevó a cabo luego del 12 de noviembre del 2021 y esta se llevó a cabo al mismo tiempo en que dejó de funcionar la aplicación web.

La fusión de estas dos entidades: ¿Es sinónimo de estafas?

  En términos oficiales, la fusión de ambas entidades bancarias fue un procedimiento que se llevó a cabo bajo total legalidad, sin embargo resultó un blanco fácil para que cibercriminales filtraran información y hasta aplicaran métodos de phishing para estafar a los usuarios. Para tratar de confundir y engañar a usuarios potenciales pertenecientes a estas entidades, estos delincuentes aplicaron diversas metodologías donde reina la ingeniería social.

  Esto consiste en lograr la posible manipulación psicológica de los usuarios con el objetivo de obtener la información que se desea mediante el engaño. Esta puede ser llevada a cabo mediante comunicados de falsa desactivación de cuentas o que simplemente notifiquen que ha ocurrido un problema de autenticación. Con el mínimo interés de los usuarios y al clicar algún enlace o instalar aplicaciones maliciosas estos pueden acceder a la información deseada e incluso tomar posesión de los dispositivos.

  Todo se trata de la aplicación de phishing o smishing aquellos términos que traducidos significan “pesca de datos” o “pesca mediante SMS” en el ámbito cibernético, donde son enviados mensajes de forma masiva pretendiendo que los usuarios caigan en el juego y que sigan el proceso para así obtener el acceso a cuentas o información que desean.

  En caso de la fusión de dos bancas importantes como lo son Bankia y CaixaBank ha sido el cebo perfecto, donde estos criminales lo han utilizado mediante la usurpación de identidad para así engañar y estafar a usuarios potenciales de los mismos.

¿Qué metodologías son aplicadas en este tipo de estafas?

  Existen muchísimos términos que identifican las estafas cibernéticas que además pueden ser ejecutadas e incluso desde una llamada telefónica. La aplicación de la ingeniería social y envolviendo psicológicamente a los usuarios permite que estos criminales logren sus objetivos, dentro de los términos más utilizados se encuentran:

.

Pesca de datos o phishing:

  Este tipo de situación puede llevarse a cabo mediante cualquier red social o comunicativa, pero por ser entidades financieras, el envío de falsos correos electrónicos se ha llevado el primer lugar como modalidad. Estos criminales en este caso, suplantan la identidad de los bancos y los atraen a que ingresen a enlaces de dudosa procedencia que al abrir es una copia casi exacta del sitio oficial.

  Por lo general, estos sitios web son denominados como sitios espejos donde mediante la fusión con otro sitio en paralelo pueden clonar toda la información ingresada.

Pesca de datos vía SMS o smishing:

  Es otra alternativa e incluso una de las más utilizadas no solo para el robo de información sino hasta para procesos serios de estafas financieras es sin dudas el smishing. Es aquel que consiste en el envío masivo de mensajes de texto con el objetivo de engañar a los usuarios e incentivarlos a introducir información secreta en páginas maliciosas.

  También se juega bajo la suplantación de identidad donde los criminales se hacen pasar por la entidad financiera y pueden llegar a tener acceso no solo a datos personales sino también bancarios. En muchos casos, estos sitios maliciosos llegan a solicitar hasta claves y códigos de verificación que sin dudas ningún banco solicitaría.

Pesca de datos vía llamadas telefónicas o vishing:

  Otro cebo perfecto y donde la mayoría de los usuarios logran morder el anzuelo es mediante llamadas telefónicas, esta también denominada vishing. Consiste en la aplicación de suplantación de identidad igualmente que los métodos anteriores pero vía llamada telefónica y donde uno de los involucrados se hace pasar por un trabajador de la entidad y aseguran que el usuario le aporte información secreta de su cuenta.

  Por lo general en estos casos, estos criminales buscan generar un ambiente de alto nivel de confianza y que por métodos psicológicos lograr obtener información como contraseñas, verificaciones y otros. Los motivos de la llamada pueden variar, algunos pueden indicar algún problema con la cuenta, otros indicar que han sido desactivadas, entre otros.

Recomendaciones para evitar ser víctima de estafas:

  En términos electrónicos es importante tomar en cuenta diversas recomendaciones para evitar ser víctima de estafas o que sea filtrada tu información:

 Analizar de forma detallada el remitente del mensaje, es importante no confiarse solo con el nombre de la supuesta empresa sino verificar que realmente sea.
 La comprobación de enlaces es sumamente importante, los enlaces oficiales por lo general se encuentran completos y directos, mientras que los maliciosos en muchas ocasiones llevan clonaciones por ejemplo enlacemal/esteeselreal.com.
 Es sumamente importante no revelar contraseñas ni códigos de seguridad, ningún tipo de entidad bajo ninguna circunstancia solicitarán datos tan personales como esos a sus usuarios.

.

.

Las denuncias de otros usuarios estan cargando...
OK | Más información | Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.